Un estudio demuestra que el zinc reduce los síntomas y duración de la gripe y el resfriado