Las nuevas ocho residencias medicalizadas tendrán más de 640 plazas