La tercera dosis de Pfizer podría reducir hasta 11 veces el riesgo de infección