La OMS advierte del peligro de una nueva ola en Europa mientras suben los contagios