La falta de profesionales: un problema real en el inicio del curso en las residencias de mayores