El fuego arrasa España: este año han ardido cuatro veces más hectáreas que la media de una década